Preguntas infrecuentes

Me he enamorado de la recepcionista, ¿puedo intentar quedar con ella y establecer una linda relación?

No seremos nosotros los que detengamos este derroche de romanticismo, creemos firmemente en la libertad de pensamiento de las personas, y más si son nuestras compañeras de recepción. Somos conscientes que pueden ocasionar ciertos enamoramientos dado su carácter cercano, amable, inteligente, simpático, dulce y muchos más atributos. Ellas son así y nosotros más que contentos por tenerlas.

Me he enamorado de vuestro recepcionista, ¿qué puedo hacer?

Aquí el caso se puede resolver con algo similar a lo anterior. Lo mejor es enviar una botella con la pregunta al mar (no al d’en Bossa, que lo queremos cuidar de residuos). Si el mar te contesta positivamente en menos de 105 años, pensamos firmemente que vuestro amor no tendrá límites. Si esto no funciona, puedes probar a dejarle una nota con tu declaración de intenciones.

Me he enamorado de los dos, del chico y la chica ¿que me pasa doctor?

Esto se pone interesante; haz un mix de los consejos anteriores y que tengas mucha suerte, por duplicado. Pero por favor, recuerda dejar un comentario positivo para cada uno de los recepcionistas también, necesitamos una prueba (doble) de amor.

¿Puedo llegar con mi nave espacial a Playa d'en Bossa?

Sí, por supuesto. Tenemos parking privado cerca de los hoteles, a menos de 100 metros (en medida terráquea). Por favor, apaga los turbo reactores cuando estés a 15 kilómetros de la zona de aterrizaje, tenemos una buena relación con nuestros vecinos que nos gustaría mantener. Siempre saludan.

Me gusta acompañar mi café matutino con bossa nova mientras observo los movimientos de las olas acariciadas por el viento. ¿Ok con esto?

¡Por supuesto! ¿el café ristreto? ¿manchado? ¿americano? ¿la bossa nova original brasileña o mejor post moderna? ¿que grado de inclinación prefieres que tengan las olas para observarlas? Estamos preparados.

Me gusta mucho la música y el no parar y me pregunto si es posible alojarme en el hotel aunque no pase mucho por la cama.

¡Todos nuestros huéspedes son más que bienvenidos! pero claro, también nos preocupamos mucho por su bienestar, así que no dejaremos de recomendarte un poco de reposo. A veces dos pasitos atrás sirven para dar un buen salto. Recuerda hidratarte bien, comer algo (mucha fruta, la piña es ideal) y reposar algo. Si pasas por la cama nosotros encantados de rehacerla cada día, ¡es nuestro trabajo!

Me gusta mucho el reggaeton; conocí a mi pareja en un Taxi, mientras echaba la gasolina y pasaba Daddy Yankee. ¿Seré feliz en vuestro hotel?

Sí, haremos lo posible para que así sea. Aunque respetamos todas las vertientes musicales y somos muy open mind, la verdad que muy reggetoneros no somos, pero nunca digas nunca.

He estado todo el invierno machacándome en el gimnasio; spinning, HIT, Cross Training, etc. Comía lechuga hasta para desayunar. Ahora que tenéis una burguer con pintaza. ¿Que hago?

¡No la evites! Nuestra kobe burguer, o su versión vegetariana, es un placer que todo mortal debería experimentar. Nos gusta muchísimo todo lo healthy y somos unos defensores del equilibrio entre cuerpo y mente, pero esto no deberías dejarlo pasar, es una experiencia que marcará tu vida, que llenará tus papilas gustativas más de lo imaginable y que rememorarás cuando vuelvas a tu casa después de vacaciones. Esto es así y no debes perdértelo. Además, para tu tranquilidad, también lleva lechuga.